sábado, 21 de junio de 2014

Luis María Pescetti

Foto de Luis Pescetti
Nació en San Jorge, provincia de Santa Fe, en 1958. Es compositor, comediante y escritor. Fue profesor de música en escuelas, y colaboró en el Plan Nacional de Lectura de la Secretaría de Cultura de la Nación (Argentina), viajando por todo el país, con charlas, seminarios y talleres sobre creatividad y animación musical. Trabajó en radio, televisión y teatros de Cuba, Estados Unidos, España, Colombia, Chile, Brasil, Perú, Uruguay, México y Argentina, últimos dos países en donde continúa haciendo radio. Tiene editados seis discos y más de veinte libros publicados en diversos países de América Latina y España, varios de ellos con premios nacionales e internacionales.

El estilo de Pescetti se caracteriza por su fino humor, la ironía y la observación precisa de lo que sucede en el mundo infantil.

Caperucita Roja (tal cual se la contaron a Jorge), Luis María Pescetti
Mientras la mamá no está, el papá le cuanta a Jorge la historia de Caperucita Roja en una versión muy correcta. Sin embargo la imaginación de Jorge convierte a esa Caperucita en otra muy diferente... Una insólita y divertida versión del famos cuento infantil.

 CAPERUCITA ROJA (TAL CUAL SE LO CONTARON A JORGE)_PESCETTI


RAFLES , Luis María Pescetti
Natacha trae a Rafles a su casa. Será su nueva mascota. ¿Quién es Rafles? Pronto te enterarás...
.
 Rafles_Pescetti


MAMÁ, ¿POR QUÉ NADIE ES COMO NOSOTROS? - Luis María Pescetti

 mama ¿por qué nadie es como nosotros?


NATACHA - Luis María Pescetti
Natacha tiene una mamá que inventa cuentos de monstruos, una amiga, Pati, con quien forma "Las Chicas Perla" y un perro, Rafles, un poco destrozón. Natacha es una chica divertida y preguntona. Juntos protagonizan los episodios que han consagrado a este querido personaje de la literatura infantil. Aquí podrán leer algunas de sus más curiosas anécdotas.

 NATACHA -PESCETTI


Como en El pulpo está crudo, Luis Pescetti sorprende con una serie de diálogos absurdos, que contienen juegos constantes con el lenguaje, algunas cartas insólitas y juegos ortográficos que llevan tanto a la risa como a la reflexión en torno a la propia lengua.Con relatos muy divertidos, al estilo Pescetti, que juegan con la ortografía y permiten que los chicos reflexionen sobre el por qué de la ortografía y otros aspectos de la lengua.

 NADIE TE CREERÍA - PESCETTI